Etiquetas

, , , , ,


Desde el 22 de diciembre hasta el 6 de enero van muchos días. Muchos más si se trata del mundo del fútbol y mucho más si el Real Madrid está en plena crisis de juego y resultados. Quince días en los que la gente tiene mucho tiempo para hablar y donde el fútbol es uno de los temas favoritos en todas las reuniones. Quince días que hubieran sido aún más largos si Iker Casillas hubiera defendido la portería del Real Madrid en Málaga y hubieran estado a 16 puntos del Barcelona al acabar el año. Con el debate que provocó José Mourinho dejando al portero de suplente se ha evitado escuchar críticas sobre el juego del equipo, los resultados, la imágen del club, las disputas internas y la comparación con el Barcelona. Una vez más, Mourinho ha ganado por goleada en la táctica a utilizar fuera del terreno de juego. Objetivo cumplido con matrícula de honor.mou-casillas

El debate nacional que se ha creado alrededor del tema Mou-Casillas le ha servido al portugués para ganar tiempo, para que sus jugadores no hayan sido protagonistas por su pésima actuación en lo que va de temporada. Todos han podido descansar y relajarse sin ser el foco mediático, con los ojos puestos en Mou y en su decisión, que no deja de ser la de sentar a un portero en un partido cualquiera de Liga.

Todos estaban de acuerdo, el Madrid está por encima de Casillas y Mourinho. Lo decían los propios protagonistas pero no se ha dejado de hablar de otra cosa. Ya dan igual los 16 puntos del Barcelonao los siete del Atlético, diferencia que se asume y se ve con total normalidad y resignación en el Madrid, ¿resignación en el Madrid? Que el Madrid desde el 21 de noviembre, que empató en Manchester con el City, sólo haya ganado tres partidos (Alcoyano, Atlético y Valladolid) no importa, tres de ocho, que el Madrid tenga que remontar en Copa no importa, es el Celta. mouQue Callejón jugara en Málaga de ¿lateral izquierdo? o que Xabi Alonso no acabara el partido no importa. Esta Navidad sólo ha importado Casillas y su suplencia pero…

…Ya se le ha acabado el tiempo. Vuelve la Liga y llega el Bernabéu. La lógica dice que Adán debería ser el portero titular, o ¿Casillas ya está mejor después de unos cuantos entrenamientos en Navidad? Pero el fútbol no entiende de razón y devolviendo a Casillas a la titularidad el debate se habrá terminado y nadía habrá hablado de los 16 puntos que saca el Barcelona. A partir del lunes, se dirá que la Liga está muy difícil que los caminos este año son la Copa, que será la mejor de los últimos 25 años, y la Champions, que claro con los rivales que le tocan al Madrid es muy complicada (porque lo es de verdad…) pero no pasa nada… Total en el Real Madrid siempre ha servido quedar el segundo, el tercero o el quinto, que se lo digan a Radomir Antic.